Inicio Actualidad Amazon Echo, un asistente virtual al que Google y Apple no deberían...

Amazon Echo, un asistente virtual al que Google y Apple no deberían descuidar

14
Compartir

A día de hoy, si pensamos en los sectores tecnológicos que más demandan tienen por parte del consumidor general, estaremos prácticamente todos de acuerdo en que tanto los smartphone, tablets, así como portátiles son los principales protagonistas de un mercado cada vez más colapsado. Muchas empresas, antiguas y nuevas creaciones, quieren entrar a repartirse este pastel, pero las cifras nos dejan claro que la competencia es realmente feroz, y que para conseguir hacer ruido no es suficiente con llevar los precios más bajos o los terminales más potentes.

Amazon es un claro ejemplo de cómo los dispositivos móviles no son un mercado a tomarse a la ligera, con su Amazon Fire Phone, la compañía americana mundialmente conocida por su monopolio en el sector del comercio electrónico, sufrió las consecuencias de un sistema operativo con aplicaciones muy débiles y falta de interés frente a rivales tan potentes como Samsung, Apple, Sony o Xiaomi. Su Fire Phone bajó de precio de forma prácticamente inmediata, hasta que finalmente han decidido dejarle en el olvido.

Amazon Echo, sin embargo, es un nombre que muchos deberíamos tener en cuenta. La inteligencia artificial, que ya supuso un foco de interés como para que Spielberg creara una obra a su alrededor, es un mercado que a día de hoy gana enteros.

Amazon Echo introducción

El curso pasado, Amazon Echo, Alexa para los amigos, veía la luz. Un cilindro de color negro con una franja en la parte superior que nos hará saber si Alexa (el asistente virtual que habita en su interior) está pensando, procesando nuestro información, o simplemente en modo escucha. Y los vídeos de presentación nos dejaban realmente sorprendidos, pero como siempre sucede con este tipo de tecnología, las preguntas sobre si realmente merecía la pena adquirir Echo empezaron a sucederse una tras otra.

Amazon Echo hace amigos

De cara a la visita de amigos o conocidos, las posibilidades de dejarles soprendidos eran impresionantes, pero tras las consiguientes exclamaciones al descubrir al nuevo habitante de la casa, este pasaba a un rotundo segundo plano. Sin embargo, en los últimos meses, los desarrolladores parecen haber apostado fuerte por Alexa y Amazon Echo, y han llegado servicios del calibre de Spotify, Uber (en Estados Unidos es un servicio de transporte realmente importante) o la cadena de comida Domino´s Pizza.

“Alexa, quiero escuchar las canciones de The Beatles”, “Alexa, quiero un coche de Uber en 20 minutos en mi casa, pofavor”, “Alexa, ¿sería posible tener una pizza hawaiana en 30 minutos?”

Y esto es solo el principio, si los desarrolladores empiezan a ver el gran potencial de Amazon Echo, es más que probable que más personas se interesen por él, siguiendo una rueda de interés-demanda-oferta que ni Apple, Microsoft o Google deberían descuidar.

14 Comentarios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here