Inicio Actualidad LG G5, todas las características que tienes que conocer de la nueva...

LG G5, todas las características que tienes que conocer de la nueva estrella coreana

12
Compartir

El MWC 2016 es el entorno elegido por buena parte de los fabricantes para presentar sus productos. Uno de esos fabricantes, de los más esperados, es LG, que adelantándose a Samsung, ha presentado este mediodía el que está llamado a ser uno de los mejores terminales del año, el LG G5.

La renovación del buque insignia de la marca coreana viene cargada de novedades con las que quieren marcar la diferencia y dar un paso adelante con respecto a sus rivales. Muchas de estas novedades son recursos propios, propuestas originales, en los que la marca viene trabajando desde hace tiempo.

Esto sin desprenderse de sus señas de identidad, pero apostando esta vez sí por mejores materiales LG pone toda la carne en el asador con este modelo. Vamos a ver cuáles son sus características.

LG G5

Diseño, identidad LG pero más premium

Con el G2 LG encontró una identidad propia sobre la cual desarrollar sus terminales. Apostó por ofrecer una pantalla de gran diagonal pero que con unos marcos muy pequeños, mantenía un tamaño muy contenido apostando también por pasar todos los botones físicos a la parte trasera del terminal.

Estas señas de identidad se han ido manteniendo desde entonces aunque, como es normal en cada iteración se van incluyendo cambios, como la pantalla siempre encendida o el lector de huellas en la parte trasera que viene a sustituir a los botones físicos, muy similar al del Nexus 5x que fabrica la propia LG.

El tamaño, tal y como hemos dicho, sigue siendo muy contenido, con unas medidas de 149,4 x 73,9 x 7,7 milímetros y un peso de 159 gramos. No es el más ligero en su tamaño pero aún así es un peso contenido.

Con respecto a los materiales este LG G5 da un paso adelante claro con respecto a su antecesor. Con el LG G4 la marca coreana apostó por unos acabados peculiares. El cuero hizo acto de presencia en una parte trasera personalizable y, a pesar de que el resultado fue bastante bueno,se siguió echando en falta el metal en un terminal que quiere ser referencia en la gama alta. La elección de los materiales ha sido más cuidada en esta ocasión y el metal predomina.

El color y la personalización tampoco podrían faltar y en este caso el LG G5 llega en cuatro tonalidades disponibles: gris, plata, dorado y como no, rosa.

Un detalle interesante en el diseño del LG G5 es la solución que la marca surcoreana ha adoptado para, sin renunciar al acabado metálico, incluir una batería extraible de 2800 mAh. En la parte inferior del terminal nos encontramos con una pequeña carcasa que nos permite acceder a la batería para así reemplazarla. Buena elección que contentará a muchos y que además crea un ecosistema como veremos más adelante.

Una sola pantalla, pero siempre encendida

Fuente: [Gizmodo](http://es.gizmodo.com/probamos-el-lg-g5-esto-parece-un-prototipo-de-los-smar-1760105082)
Fuente: Gizmodo

LG busca diferenciarse e incluye en el LG G5 una evolución de la doble pantalla del LG V10. La pantalla que ha visto reducida su diagonal a 5,3 pulgadas para mantener el tamaño contenido, mantiene resolución QHD, 2560×1440 píxeles, 554 ppi y tecnología LCD IPS. Números que sobre el papel parecen muy buenos y que, a falta de probarlo y ver aspectos como la reproducción del color, su contraste o los ángulos de visión, si se mantiene el buen trabajo que hizo LG con el G4 el año pasado pueden hacer de la pantalla del LG G5 una de las mejores de sus segmento.

La verdadera novedad es el sistema “Always-on Display”. A través de este recurso de software se muestran notificaciones y accesos directos en una zona de la pantalla. Esto puede chocar con la tecnología empleada en el panel, IPS y no OLED, y para ello en LG han trabajado en la gestión de la memoria, logrando un consumo muy bajo, menor del que necesitaríamos para andar encendiendo la pantalla cada vez que nos llega una notificación.

Cámara, doble sensor para marcar diferencias

El año pasado LG hizo un muy buen trabajo con la cámara del LG G4 y este año quiere seguir el mismo camino apostando por un doble sensor para conseguir, entre otras cosas, lograr fotografías con un angular de 135 grados.

El módulo está compuesto por dos sensores, de 16 y de 8 megapixeles respectivamente. La primera es una cámara digamos convencional mientras que la segunda se encargará de lograr fotografías más angulares. Todo esto necesita de un software específico y LG ha trabajado en esto, habrá que ver cómo es realmente con el uso.

Además de eso se mantiene el enfoque láser, el flash doble de tipo LED y se sigue apostando por los controles manuales y la posibilidad de realizar fotos en formato RAW con la aplicación de cámara que LG ha desarrollado para este LG G5.

Snapdragon 820 y 4 GM de RAM, sobrada potencia

Al igual que su principal competidor en Android, el Samsung Galaxy S7, el LG G5 apuesta por el nuevo Snapdragon 820 de Qualcomm. Si a uno de los mejores procesadores del mercado le sumamos 4 GB de RAM tenemos un terminal que debe responder a cualquier exigencia con sobrada solvencia, lo que se demanda de un modelo de esta gama.

USB tipo C, batería extraible y tarjetas microSD

Slot batería LG G5
Fuente: Xataka

Muchas son las novedades que trae el nuevo LG G5. Además de su diseño, su característica doble pantalla, el doble sensor en la cámara y potencia a raudales hay algún que otro detalle que merece la pena mencionar.

El primero es el almacenameinto. Con una única versión de 32 GB LG apuesta por la expansión a través de tarjetas microSD de hasta 2TB. Es algo que hemos dejado de ver en muchos terminales de gama alta en el último año pero que parece que vuelve con fuerza este año.

Otro aspecto a destacar, y que quizás sea el detalle que haga al diseño del LG G5 ser diferencial, es el slot para baterías situado en la parte inferior del teléfono. A través de esta especie de bandeja podremos reemplazar la batería sin que por ello se tenga que renunciar al diseño unibody de metal. A falta de verla en funcionamiento parece ser un buen recurso, un sistema modular que además permitirá conectar otro tipo de accesorios.

Por último hay que hablar del conector. El USB tipo C empieza a convertirse en el estándar de la industria y LG no ha pasado la ocasión y lo ha incluído en el LG G5, un terminal que, sobre el papel, parece que tiene buenos mimbres para ser tenido bien en cuenta.

12 Comentarios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here