Este asistente virtual de Amazon ya sabe leer películas, pruébalo tú mismo

Este asistente virtual de Amazon ya sabe leer películas, pruébalo tú mismo

0
Compartir

Qué duda cabe que el futuro a medio y largo plazo en el hogar y en nuestro día a día pasa por dejar en manos de “robots”, “personas digitales” o “asistentes virtuales”, todas aquellas tareas que de otra forma serían más complicadas de llevar a cabo para un ser humano.

Recordar dónde salía un personaje, cuántas películas ha hecho, en qué película aparecía aquel Ford Mustang GT verde… una clase de preguntas a las que nuestra mente y memoria rara vez sabrá responder, a no ser que seamos una biblioteca andante y hayamos visto miles de películas sobre las cuales recordemos gran cantidad de detalle. Y aún así, Amazon Echo, el asistente virtual y físico de Amazon, es posible que ya nos lleve ventaja nada más nacer.

Val.ai es el nombre de la tecnología detrás de esta noticia. Desarrollada por una empresa finesa, Valossa, y que permite que este asistente pueda leer gran parte de la información que se presenta en formato de vídeo ante ella. De esta forma, Amazon Echo, integrado con aplicaciones como Netflix u otros servicios de contenido de pago, podría detectar miles de escenas de películas e integrarla en su sistema electrónico para dar respuesta a las cientos de preguntas que se nos puedan ocurrir. Además puede incluso leer portadas, así que digamos adiós a esas situaciones donde se nos ha quedado atascado en nuestra cabeza una portada de película que vimos en aquella tienda pero que ahora ya no recordamos su nombre.

películas

Desde Valossa ya nos comentan que aún se encuentra en estado beta, y existen fallos que deben ir siendo solucionados, pero podremos ponerlo a prueba nosotros mismos acudiendo a su web y preguntando (en inglés) aquello que se nos ocurra. Yo he probado con “¿en qué películas aparece Justin Timberlake?”, por poco hace pleno.

Poco a poco vamos viendo como este tipo de aplicaciones y tecnologías pueden presentar utilidad en nuestra vida diaria. Al final, su éxito o fracaso dependerá de hasta que punto es una nueva necesidad para todos nosotros, por el momento, parece más un artículo de exclusividad más que de utilidad en sí misma.