Android ya es un sistema operativo de escritorio, aunque aún no podamos...

Android ya es un sistema operativo de escritorio, aunque aún no podamos verlo

2
Compartir

Efectivamente, la última versión de Android que Google ha anunciado, Android “N”, aún no es definitiva, de hecho es la versión más precoz que recordamos y puede sentar un precedente en la plataforma móvil más conocida del mundo. Son muy interesantes las novedades que han llegado con esta nueva versión, pero quizás las más importantes e interesantes sean para los usuarios de tablets, que ahora por fin van a poder hacer uso de un modo multiventana, para no tener que estar cambiando de una aplicación a otra para buscar información o poner un correo por ejemplo.

Pero hace unas semanas Ars Technica, buceando en el código de esta versión Android “N”, descubrió una novedad aún más interesante que todo lo que hayamos visto hasta ahora: un modo de escritorio directamente en el sistema operativo Android.

Android “N” es multiventana, pero también cuenta con soporte para ventanas de escritorio

Android N

Ya lo recoge Google en su web de desarolladores entre las novedades de Android “N”. Ya que además de registrar el mencionado modo multiventana, en los documentos se hace alusión a un modo “freeform”, donde se comenta lo siguiente:

“Los fabricantes de dispositivos grandes pueden elegir habilitar el modo “freeform”, en el cual el usuario puede libremente redimensionar cualquier ventana. Si el fabricante activa esta característica, el dispositivo ofrece la forma “freeform” además del modo multiventana”.

En ArsTechnica consiguieron poner en funcionamiento este código, oculto en Android “N” por el momento y dificilmente activable para cualquier usuario sin conocimientos técnicos en la matería. El vídeo que realizaron muestra claramente el esfuerzo que desde Mountain View ha estado realizando la gente de Google no sólo para ponerse al nivel de iOS con iOS 9 y su modo multiventana para los iPads, sino por conseguir ser un sistema operativo “híbrido” al mismo nivel que Windows 10, sin perder de vista la naturaleza de plataforma “móvil” que siempre ha caracterizado a Android.

Convertibles, portátiles, tablets de gran formato, dispositivos que a partir de ahora podríamos empezar a ver con Android y que darían fuerza a Android frente a Windows o iOS, como siempre, con precios realmente competitivos gracias al apoyo de multitud de fabricantes. La apuesta de Google no parece pasar por converger Chrome OS con Android, sino hacer de Android su plataforma de futuro, adaptada a ratón, táctil y con una gran cantidad de aplicaciones disponibles. Otro asunto será comprobar si desde el gran buscador son capaces de hacer atractiva esta plataforma tanto para usuarios, fabricantes y desarolladores en pantallas de gran tamaño y conseguir así que las aplicaciones entienda la importancia de adaptarse a un producto de gran formato.