Inicio Actualidad Google sigue sin conseguirlo, Android 6.0 Marshmallow sólo está en el 7,5%...

Google sigue sin conseguirlo, Android 6.0 Marshmallow sólo está en el 7,5% de móviles

0
Compartir

¿Podemos dejar ya de sorprendernos por las malas cifras de adopción de la última versión de Android? Personalmente sigo pensando que no. De hecho, el día que no nos sorprendamos, puede ser el día en el que Android no esté en la posición que quiere estar, un momento donde los usuarios se cansen de contar con versiones atrasadas mientras el iPhone SE de su madre y padre se sigue actualizando con las últimas novedades del momento.

La última versión de Android, 6.0 Marshmallow, presentada hace ya más de 7 meses, se encuentra en un 7,5% de dispositivos actualmente. Unas cifras realmente difíciles de encajar, aunque si reflexionamos bien sobre esta cifra, es posible que encontremos varias razones de peso, algunas obvias, otras en las que Google puede ser el principal culpable.

Millones de dispositivos de cientos de fabricantes y una versión poco atractiva

Es un clásico dentro de las excusas que tenemos que usar para la alta fragmentación de Android. Cientos de fabricantes hacen uso de este sistema operativo, con decenas de estrategias diferentes, empresas grandes y pequeñas, con más y menos recursos para hacer frente a la adopción por parte de sus usuarios. Incluso las que pueden hacerlo, como Samsung o Huawei, se limitan a dar dos años de soporte, en los que posiblemente sólo veamos una actualización de versión.

Android cifras

¿Esto es malo? Para las empresas no, ya que permite seguir avanzando en el ciclo de compra-venta, incluir nuevas versiones y novedades sólo en los nuevos productos presentados ese año. Para los usuarios, rotundamente sí, ya que todas las novedades que Google y sus desarrolladores se esfuerzan en crear no llegarán prácticamente a sus usuarios, y esto es trágico. También es cierto que al final lo importante es la importancia que tengamos con nuestros dispositivos, quizás a un 50% de las personas no les es relevante tener la última versión, pero cuando esas nuevas versiones implican cambios de gran calado, nos encontramos con millones de dispositivos “incapaces” por falta de atención.

La otra de las razones que es particular de Android 6.0 Marshmallow es su naturaleza, y es que esta ha sido una versión centrada en pulir el sistema operativo, cosa que ha hecho realmente bien. Permisos de aplicaciones, mejoras en el rendimiento y sobre todo en la batería son verdaderos añadidos que denotan calidad, pero Google se ha dejado por el camino cambios que de verdad puedan suponer un reclamo, tanto para usuarios como para fabricantes. Con Android N -que ya hemos visto en vídeo- la cosa podría mejorar, aunque es una versión muy centrada en dar el paso adelante en tablets, portátiles y convertibles, más que en smartphones.

Android N

Sea como sea, Google sigue dando pasos adelante en la lucha contra la fragmentación, por ejemplo lanzando la primera beta de Android N meses antes de su presentación, permitiendo que los fabricantes puedan desarrollar sus optimizaciones para tener esta versión apunto. ¿Lo conseguirán esta vez? Sinceramente lo dudo. Para las personas que quieran actualizaciones Android al momento, ya saben que la palabra “Nexus” es su mejor nueva aliada.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here