Inicio Actualidad Telefónica ayuda a la Comisión Europea en su lucha contra Google

Telefónica ayuda a la Comisión Europea en su lucha contra Google

1
Compartir

El pasado 20 de abril, la Comisión Europea acusó a Google de abuso de posición dominante por los servicios en Android. Ahora Telefónica ayuda a la Comisión Europea en su lucha contra Google.

Bruselas argumentó que el gigante estadounidense no permite a otros fabricantes que funcionan con Android escoger servicios de competidores y les obliga a instalar de forma predeterminada los suyos. Toda una acusación de monopolio contra Google.

Dos ejemplos de los servicios a los que la Comisión Europea hace referencia son el buscador Google Search y el navegador Google Chrome, que se ha convertido en el rey de los navegadores.

Sede Central de Google, California
Sede Central de Google, California

Cargos contra Android

Margrethe Vestager, comisaria europea de Competencia, afirmó:

“Sobre la base de la investigación que hemos llevado a cabo hasta el momento, creemos que el comportamiento de Google niega a los consumidores (el acceso a) un abanico más amplio de aplicaciones y servicios móviles y obstaculiza el camino de la innovación a otros actores, incumpliendo las normas antimonopolio de la UE”.

Margrethe Vestager, Comisión Europea
Margrethe Vestager, Comisión Europea
Estas acusaciones son de gran importancia, teniendo en cuenta que aproximadamente el 80% de los smartphones y tabletas en Europa funcionan con Android. Bruselas alegó que este monopolio resulta peligroso, puesto que otros competidores pierden sus posibilidades de innovar y desarrollar.

Europa recibe refuerzos en su acoso a Google

Las acusaciones por parte de la Comisión Europea no están exentas de polémica. Se sabe que Yandex (el “Google ruso”) es una de las principales compañías demandantes, pero fuentes cercanas a la investigación han confirmado más nombres, se trata de otras tres grandes compañías que también participan en el acoso a Google: Telefónica, Orange y Deutsche Telekom.

José María Álvarez-Pallete, actual presidente de Telefónica, junto a César Alierta, anterior presidente
José María Álvarez-Pallete, actual presidente de Telefónica, junto a César Alierta, anterior presidente

Las operadoras se sienten amenazadas

El enorme éxito de Android provocó el apoyo de operadoras como Telefónica y Deutsche Telekom, y de fabricantes como Alcatel y ZTE, al sistema operativo Firefox OS, pero terminó fracasando. El pasado mes de abril, Mozilla dejó de dar soporte a su sistema operativo para dispositivos móviles por no poder hacer frente a los de Google y Apple.

Todos contra Google

En 2015 la Comisión Europea inició la investigación oficial sobre el presunto abuso de poder de Android. Basándose en el acuerdo de anti-fragmentación, Bruselas sostiene que los fabricantes están obligados por el gigante estadounidense a firmar un acuerdo para no vender dispositivos con forks de Android.

Google se defiende, y asegura que son acusaciones falsas:

“En ese acuerdo sólo pedimos que, si lo hacen, todos sus terminales sean compatibles con esa versión de Android y, a su vez, con las aplicaciones de Google Play. Amazon, Xiaomi, BQ en España… Estas empresas han creado su propia versión de Android y no ha pasado nada”.

Matt Brittin, Director de Google en Europa
Matt Brittin, Director de Google en Europa
Europa también lanza la acusación de exigir a los fabricantes la instalación las aplicaciones Google Chrome y Google Search si desean incorporar otros servicios como YouTube o Mapas. La multinacional afirma que sí existen algunos acuerdos para la instalación predeterminada de su barra de búsqueda en el inicio de los dispositivos, como sucede en muchos otros sectores. Pero respecto a la anterior acusación, Google lo niega:

“No exigimos ni exclusividad ni instalar nada por defecto”

Tres meses para Android

Ese es el plazo. Google dispone de tres meses para presentar su defensa y demostrar que las acusaciones son falsas. El titán de Internet, en el caso de resultar culpable, debería hacer frente a una multa que batiría récords: 7.400 millones de dólares. Además, supondría un receso en la andadura de Android por Europa, algo que tanto operadoras como fabricantes llevan tiempo esperando…

1 Comentario

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here