Uno de los grandes debates de los coches autónomos, ¿qué vida proteger?

Uno de los grandes debates de los coches autónomos, ¿qué vida proteger?

0
Compartir

Cuando determinadas tecnologías se extienden en la sociedad, se produce un dilema moral y legal que es necesario afrontar de cara al buen uso y funcionamiento de dicha tecnología. El uso de smartphones en determinadas situaciones o las redes sociales, son sólo un par de ejemplos de este hecho.

En los último años se está experimentando con el uso de vehículos autónomos, es decir, automóviles que son capaces de conducir solos, sin necesidad de que un conductor se ponga a sus mandos. Este tipo de vehículos han realizado un gran número de viajes con mucho éxito y sin sufrir prácticamente ningún accidente.

Con el auge de este tipo de vehículos y ante la posibilidad de poder verlos en muy poco tiempo conduciendo por nuestras carreteras, algunos países se están planteando como debe ser la incorporación de estos automóviles a las carreteras. Es el caso de Estados Unidos, donde ya están trabajando en una legislación que regule dicha circulación.

Google autónomo

La moral utilitaria

Esta regulación les está llevando a plantearse ciertas cuestiones morales relacionadas con los coches autónomos y su uso. Una de estas cuestiones es la llamada por los filósofos, “moral utilitaria”. Si estos vehículos se programaran según esta moral, siempre buscarían reducir al máximo el número de victimas. El dilema surge cuando dicha búsqueda pudiera provocar que el coche matara a sus ocupantes para evitar un número de victimas mayor.

Un ejemplo de esta moral se plantea ante la posibilidad de que un vehículo autónomo pudiera atropellar a cuatro personas, el mismo automóvil chocaría contra un muro cercano si en el vehículo viajaran tres ocupantes, causándoles la muerte. Esto provocaría el mínimo número de victimas posible.

Este tipo de comportamiento plantea una serie de dilemas morales y legales que es necesario abordar. Un estudio de la revista Science, realizó una encuesta en la que planteaba si un vehículo autónomo debería comportarse según la “moral utilitaria”. Los resultados de las encuestas demostraron que una gran mayoría de personas creen necesaria que los coches autónomos se rijan mediante esta moral, incluso cuando se les ponía en la situación de que en el coche viajaran sus propios hijos. Pero la cosa cambiaba cuando se les preguntaba si tendrían un coche que se comportara de esta manera, casi todos contestaron que no lo comprarían.

Viajar coche autónomo

Esta cuestión tiene una difícil solución. Se calcula que la utilización de coches autónomos reduciría el número de fallecidos por accidente de tráfico a 10.000 en un año, una cifra muy inferior al millón de personas que mueren en la actualidad. Sin embargo si los usuarios no se deciden a usar este tipo de medio de transporte por cuestiones como la que plantea dicha moral, su uso nunca se extenderá lo suficiente como para que el número de muertos por accidente se reduzca de manera considerable.

El complicado futuro de los coches autónomos

Esta es una de las tantas cuestiones tanto morales como legales que se plantean ante el uso de los coches autónomos. Otra de ellas es la responsabilidad en caso de accidente. No queda claro en quién recaería la responsabilidad en caso de que un vehículo autónomo provocase un accidente. La culpa sería del dueño, del fabricante o del programador que ha creado el algoritmo para que el coche funcione.

Coches autonomos Ley

Estas cuestiones y muchas más deben ser estudiadas y analizadas para que puedan ser solucionadas de la manera más favorable para todos. Esta tarea parece bastante complicada ya que es difícil no perjudicar a nadie. Optar por la “moral utilitaria”, se cree que perjudicaría a las empresas de seguros, por tanto, contentar a todos se antoja casi imposible. Algo que sí tenemos claro es que se debe proteger al mayor número de personas posible, ya que estamos hablando de sus vidas.