Inicio Actualidad Cobrar por recargar tu coche eléctrico provoca una gran revuelo en Reino...

Cobrar por recargar tu coche eléctrico provoca una gran revuelo en Reino Unido

0
Compartir

Cada vez que una nueva tecnología aparece es ya habitual que para potenciarla se opte por incentivar la misma mediante subvenciones u ofertas tentadoras que fomenten su implantación.

El vehículo eléctrico no queda fuera de esta casuística y muchas son las ventajas de las que hasta ahora han disfrutado sus usuarios con el objetivo de paliar las carencias propias de su desarrollo y aumentar el número de ventas de este tipo de vehículos.

Parking gratuito, recargas en centros comerciales, estaciones de servicio o puntos en diferentes ciudades son algunas de las ventajas de tener un vehículo eléctrico. Esto en España pero en otros países como Reino Unido llevan unos años disfrutando incluso de autopista eléctrica en la que los coches eléctricos recargaban las baterías sin coste.

Tesla Model S

El problema de todo esto es que, como es normal, llega un momento en el que deja de ser gratuito y es entonces cuando los usuarios, acostumbrados a no pagar, empiezan a quejarse y criticar este cambio de modelo de la autopista eléctrica que conllevará un coste de alrededor de 6 euros por 20 minutos de recarga.

El problema de esta tarifa es que en esos 20 minutos de carga cada vehículo cargará un porcentaje diferente de su batería ya que no todos tienen el mismo sistema de carga ni la misma capacidad instalada. Aquellos que tengan un sistema de carga rápida podrán cargar casi toda la batería pero para los que no dispongan de este sistema el precio es sumamente alto.

El coche eléctrico tiene menores costes que el vehículo de combustión, tanto de consumo de combustible como de mantenimiento, pero estos no son como pueden ser en la actualidad mínimos gracias en parte a muchos de los incentivos.

Esto es algo de lo que tendremos que concienciarnos tarde o temprano pero que no debería frenar la apuesta por este tipo de movilidad. Sus ventajas a largo plazo van más allá del ahorro económico y también debería de tenerse en cuenta este aspecto a la hora de apostar por una tecnología que, junto a la conducción autónoma, está marcada a ser el futuro de la automación.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here