Inicio Actualidad Un robot japonés capaz de crear sus propios movimientos

Un robot japonés capaz de crear sus propios movimientos

0
Compartir

Estamos tan acostumbrados a las constantes noticias en torno a nuevos gadgets y nuevos dispositivos que, a veces, nos olvidamos un poco de los que durante mucho tiempo fueron el símbolo de la tecnología del futuro: los robots. Ellos tampoco se quedan atrás en los avances, y tras descubrir un robot que crea lazos emocionales con las personas, ahora le llega el turno a otro robot capaz de generar sus propios movimientos.

Como no podía ser de otra manera este nuevo robot ha sido creado en Japón, el país paraíso para este tipo de dispositivos. La creación recibe el nombre de Alter y durante una semana campará a sus anchas por el Museo Nacional de Ciencias del país nipón.

Acostumbrados a los robots

Los nuevos visitantes al museo disfrutarán de la presencia de este nuevo robot humanoide. Menos sorprendidos se quedarán quienes ya conozcan el lugar, y es que desde hace algún tiempo el museo cuenta con dos ejemplares de robot humanoide que se pasean a sus anchas por el hall del edificio.

Aún así Alter generará mucha expectación y sorpresas, no sólo por su apariencia humana lograda gracias a la imitación del rostro del profesor Ishiguro Geminoids, sino también por las capacidades de las que goza. Robot Alter

Movimiento a su antojo

Y es que el robot Alter es capaz de moverse libremente, no sólo utilizando ciertos movimientos y patrones de los que disponga en su memoria, sino también creando sus propios desplazamientos. Esta novedad se ha podido lograr gracias a 42 actuadores neumáticos distribuidos por el cuerpo del robot, pero sobretodo gracias a un generador central de movimientos que le sirve como cerebro de operaciones.

Ese generador de movimientos replica una red neuronal central y le permite al robot crear movimientos propios. Los parámetros bajo los que se crean esos movimientos están influenciados por los datos que recogen unos sensores de proximidad, temperatura y humedad.

Quienes han podido presenciar al robot en acción comentan que sus movimientos no terminan de parecerse a los movimientos de una persona humana, pero de algún modo si consiguen transmitir la sensación de que son movimientos producidos por un ser vivo. Así lo recogen en Engadget, aunque no terminamos de entender si se trata de algo espeluznante o curioso.

La creación de este robot significa un paso más en el proceso de crear máquinas más autónomas. Ya no se trata de dotar al robot con una serie de movimientos posibles, sino de darle un esqueleto más o menos flexible y confiar en el aprendizaje de la máquina. Quizás por esto y para restarle solemnidad al avance le han dado la posibilidad de cantar, algo que sí es aterrador. Robot creador movimientos

Los responsables de Alter y trabajadores de la Universidad de Osaka, quienes han trabajado en máquinas humanoides con anterioridad, se alegran de que la creación se aleje de la imitación de movimientos humanos para crear sus propios movimientos que siguen transmitiendo cierta impresión de presencia, de algo vivo a su manera.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here