Google Pixel empieza a acumular problemas

Google Pixel empieza a acumular problemas

0
Compartir

El Google Pixel es un terminal flagship en todos los sentidos, diseñado desde los cimientos por la compañía, especificaciones ambiciosas y un precio que los sitúan como objeto de deseo. No obstante, algunas semanas después de su puesta a la venta no podemos decir que los usuarios del dispositivo sean todo sonrisas.

Te interesará saber: ¿Serán los Pixel de Google un éxito en ingresos para Google?

Los compradores del flamante teléfono Android están reportando una serie de quejas que parecen cubrir ampliamente el abanico de problemas relativos a un terminal de tipo móvil. Problemas diversos y diferentes en muchos casos, que no hacen más que empañar la posible buena reputación del Pixel.

Pantalla congelada

Uno de los fallos o problemas más típicos y recurrentes es la congelación de la pantalla. Un síntoma que se produce sin ninguna explicación aparente, pero que ya le ha sucedido a varios portadores del Pixel. En algunos casos las quejas hablan de sufrir una pantalla congelada que dura hasta 1 minuto, algo bastante grave.

Google Pixel

En BGR recogen algún testimonio plasmado en los foros de soporte. Destacan las palabras de un usuario que sufre de pantalla congelada a bordo de su Pixel XL de 128GB, el usuario reclama ayuda porque “no le sucede únicamente usando una app concreta o realizando alguna tarea en particular. Es simplemente una cosa aleatoria”.

Lógicamente se trata de un problema grave, ya que probablemente lo peor que nos puede pasar con un smartphone es saber que puede dejar de funcionar en cualquier momento independientemente de las tareas que estemos realizando con él. La incertidumbre no es apta en estos casos.

Más problemas

Pero más allá del asunto de la pantalla congelada, los problemas experimentados con un Pixel de Google son diversos. Encontramos quejas por alarmas que no suenan, imposibilidad de reproducir vídeos o música, incluso casos en los que el teléfono no permite al usuario hacer una rellamada a un número frecuente.

Google Pixel

Por un lado, estos problemas no extrañan demasiado, puesto que es lógico que una compañía que lanza un teléfono por primera vez suele tener que afrontar fallos y problemas. Son los típicos fallos de inexperiencia en el sector.

El problema es que Google no es ni mucho menos una recién llegada al mundo de la telefonía. Su experiencia con Android a lo largo de los años bien le debería haber valido para sortear estos problemas que están experimentando los usuarios con el primer terminal diseñado enteramente por la empresa.

No hay comentarios

Dejar una respuesta