IBM ha creado una batería líquida capaz de refrigerar y alimentar procesadores,...

IBM ha creado una batería líquida capaz de refrigerar y alimentar procesadores, todo a la misma vez

Fabricada por el IBM Research - Zúrich, esta pequeña batería posibilitaría procesadores más eficientes y dispositivos totalmente autónomos sin necesidad de fuentes de alimentación externas

0
Compartir

La filial europea del prestigioso grupo de investigadores pertenecientes al Gigante Azul, el IBM Research de Zúrich, en asociación con la afamada universidad de esa ciudad, la ETH (Escuela Politécnica Federal), han desarrollado una diminuta batería cuyo concepto pretende revolucionar la electrónica y la fabricación de ordenadores en el futuro.

Una pequeña batería capaz de crear células solares

Nueva batería líquida de IBM

Disipar el calor producido por los procesadores ha sido uno de los grandes desafíos de la electrónica actual. Mientras los ordenadores son cada vez más potentes, más se necesita de un adecuado sistema de enfriamiento. Ni dudarlo si los mismos están orientados al mundo gamer, con miles de euros destinados a refrigeración líquida que posibilite el overclocking.

Te puede interesar: IBM inventó la manera de almacenar los datos en un solo átomo

Pero esta situación parece tener los días contados, debido a que los investigadores del IBM Research han desarrollado una pequeña batería líquida que podría resolver este problema, según lo expresa el portal Engadget. El concepto es sumamente innovador, pues está pensado para que la batería no solo alimente los chips, sino también los refrigere.

Es decir, cuenta con la capacidad de enviar suficiente energía para alimentar el chip mientras disipa el calor que éste genera, y lo mejor es que el sistema es extremadamente pequeño, pudiendo servir para dar vida a chips más pequeños y eficientes.

La pequeña batería de flujo de IBM

Además, como lo acota Xataka, las “baterías de flujo” (redox flow) hacen uso de electrolitos líquidos capaces de almacenar energía y que gracias a la nanotecnología pueden ser usados para la fabricación de chips y procesadores.

Un concepto con diversas aplicaciones prácticas

El equipo de investigadores ha explicado que este proceso se debe a que se encontraron dos líquidos que pueden actuar como electrolitos para la “batería de flujo” y también como agentes refrigerantes que pueden disipar el calor generado por ese mismo circuito. Asimismo, se utilizó la tecnología de impresión 3D para desarrollar un sistema de micro-canal en forma de cuña que suministre al sistema electrolitos con muy poca potencia de bombeo.

Tecnología redox flow de las baterías de IBM

De esta manera, el sistema es capaz de generar 1,4 vatios por centímetro cuadrado, con 1 vatio de sobra para alimentar la batería. Indudablemente, esto permitiría que la batería disipe mucho más calor de lo que genere, posibilitando generar su propio sistema de refrigeración.

Te recomendamos: IBM Q, los ordenadores cuánticos basados en la nube que superarán a todo lo creado hasta el momento

No obstante, el grupo de investigadores ha aclarado que el dispositivo aún necesita de algunos ajustes para que la batería pueda generar energía suficiente como para, por ejemplo, hacer funcionar un ordenador.

Sin embargo, su aplicación en un pocos años es bastante alentadora y prometedora. Esto se debe a que las mismas podrían servir para crear células solares que almacenen electricidad directamente en la celda de la batería e incluso grandes baterías de flujo optimizadas con canales de refrigeración líquida.

¿Qué pensáis? ¿Creéis que este podría ser un concepto clave para crear procesadores más potentes y con mejores rendimientos? ¿Qué implicancias podría tener en el mundo del gaming? No olvidéis dejar vuestras impresiones a través de los comentarios.

No hay comentarios

Dejar una respuesta