Adaptar las normativas de California, el nuevo desafío de los fabricantes de...

Adaptar las normativas de California, el nuevo desafío de los fabricantes de coches autónomos

Las compañías quieren que los organismos gubernamentales adapten sus normativas a estas nuevas experiencias de manejo

0
Compartir

El incipiente auge de los coches autónomos requiere que las normativas de tránsito comiencen a adaptarse a su desembarco en las carreteras. Por esa razón, los fabricantes de estos coches han solicitado a las autoridades de California, Estados Unidos, que mejoren sus leyes para poder probar los coches en las calles del estado.

Mejorar las políticas de pruebas de coches autónomos

Una de las primeras compañías en solicitar mejoras ha sido Apple, quien después de recibir el permiso necesario para poder probar poner a prueba sus coches autónomos, ha dirigido a la oficina del Departamento de Vehículos Motorizados de California, un pedido para que se modifiquen las políticas de pruebas de estos vehículos.

Tal y como lo describe el portal TICbeat, la compañía con sede en Cupertino a remitido una carta al organismo explicando que desea trabajar junto a las autoridades estatales para que “el rápido desarrollo de esta tecnología pueda llevarse a cabo al tiempo que se garantiza la seguridad de los viajeros”.

Coches autónomos

Al respecto de la solicitud, la fuente asegura que Apple tiene firmes intenciones de lograr un entendimiento con el organismo estatal y poder solucionar una de las mayores discrepancias entre ambas partes: el concepto de desconexión. Es decir, todos aquellos casos en los cuales el probador humano se ve obligado a tomar el control del sistema autónomo para evitar accidentes.

Te puede interesar: Baidu lanzará un sistema operativo gratuito para automóviles autónomos

En efecto, los de Cupertino quieren que las autoridades redefinan y clarifiquen su definición, para poder contar con información más precisa (suprimiendo ciertos casos que a su juicio no deberían contar como desconexiones) y evitar así que la actual normativa pueda “restringir tanto el diseño como el hardware” usados en los vehículos de prueba.

Las otras compañías también se suman al pedido

Apple no es la única compañía probadora de coches autónomos en California que ha decidido ponerse en contacto con las autoridades para solicitar cambios en la normativa. También se han sumado a este movimiento compañías como Tesla, Toyota Motor, Ford Motor, General Motors, Waymo y Uber.

Coches autónomos

Respecto a Tesla, la compañía propiedad de Elon Musk, disiente de la normativa que reserva las pruebas de conducción autónoma a coches menores de 10.000 libras de peso (algo más de 4 toneladas y media). Asimismo, no ve ningún sentido a la prohibición de vender coches no autónomos que hubieran sido previamente usados en pruebas de conducción automática.

Te recomendamos: Apple ya puede probar su coche autónomo en California

También, General Motors pide poder reutilizar vehículos (y partes de los mismos) después de haber sido usados en estas pruebas. Respecto a Uber, solicita que se permita a los viajeros pagar por participar en estos viajes de prueba, con el objetivo de poder proporcionar a la compañía la retroalimentación necesaria para mejorar la experiencia del servicio.

Finalmente, desde el estado de California ya ha hecho saber que deberá revisar las aportaciones de las compañías antes de proceder a actualizar la normativa al respecto. Indudablemente, el camino que ambas partes aún deben recorrer es grande y seguramente seguiremos teniendo noticias respecto a las normativas de los coches autónomos.

¿Qué pensáis? ¿Creéis que los coches autónomos deberán adaptarse a las normativas existentes o deben ser los organismos quienes mejoren las existentes? No olvidéis dejar vuestras impresiones a través de los comentarios.