Crean un exoesqueleto capaz de detectar problemas de equilibrio y evitar caídas

Crean un exoesqueleto capaz de detectar problemas de equilibrio y evitar caídas

El dispositivo robótico estaría dirigido a personas mayores de edad, así como también a quienes cuentan con amputaciones o problemas neurológicos

0
Compartir

Las caídas y tropiezos pueden llegar a ser un gran problema para muchas personas, especialmente para aquellas de edad avanzada, que debido a ellas pueden sufrir lesiones, alguna discapacidad e incluso serios problemas con su vida. Por esa razón, investigadores han creado un exoesqueleto capaz de detectar problemas de equilibrio y evitar caídas.

Garantizar el equilibrio y evitar las caídas como concepto


Tal y como lo apuntan en Hipertextual, un grupo de investigadores de la Scuola Sant’Anna (Italia) y de la Escuela Politécnica Federal de Lausana (Suiza) han logrado diseñar un exoesqueleto capaz de detectar la pérdida del equilibrio, con el fin de evitar posibles caídas. Según argumentan sus creadores, el dispositivo robótico sería de gran utilidad para personas de la tercera edad.

Al respecto, el profesor y doctor Silvestro Micera (a cargo de la investigación) ha expresado que el dispositivo es capaz de reconocer cambios en los comportamientos de locomoción de una persona, como un tropiezo o una intención de caída, y, en consecuencia, puede actuar generando un algoritmo que le permita generar un movimiento en la cadera del sujeto con el fin de ayudarlo a reaccionar.

Te puede interesar: Este exoesqueleto diseñado por Toyota puede ayudar a recuperar el movimiento a personas con parálisis parcial

El exoesqueleto, denominado Active Pelvis Orthosis (APO, por sus siglas en inglés), tiene como fin servir tanto a personas mayores como a amputados e incluso aquellas personas que sufren de Parkinson.

Exoesqueleto Active Pelvis Orthosis

El equipo a cargo de la investigación, cuyo trabajo ha sido divulgado en el portal científico Scientific Reports, realizó pruebas experimentales en ocho personas de edad avanzada y dos amputados, obteniendo como conclusión que la estabilidad de los participantes mejora significativamente gracias al dispositivo APO.

Por otra parte, un aspecto importante y a considerar del exoesqueleto, es que es sencillo de adaptar y personalizar en cada persona, razón por lo cual implicaría una prometedora aplicación de su eso en la vida real. Además, como lo destaca la fuente, los científicos esperan seguir realizando más ensayos clínicos para probar su funcionamiento.

Te recomendamos: La Realidad Virtual y los exoesqueletos ayuda a los parapléjicos a recuperar emociones

Asimismo, el profesor Micera ha expresado que cuenta con intenciones de mejorar el diseño del prototipo inicial y hacer que el exoesqueleto pueda a mediano plazo ser utilizado en la rutina diaria de aquellas personas que lo necesitaran. Además, se deberían dirigir pruebas hacia situaciones donde las caídas no sean ensayadas, con motivo de evaluar la respuesta de la estructura.

Exoesqueleto Active Pelvis Orthosis

Finalmente, el trabajo de investigación manifiesta que las nuevas mejoras en el diseño del dispositivo deberían enfocarse en aumentar la portabilidad y disminuir el tamaño del mismo. De esa manera, su desarrollo comercial resultaría más prometedor, teniendo en cuenta la importancia del tema en este tipo de personas.

¿Qué pensáis? ¿Creéis que este tipo de soluciones podrían servir para prevenir accidentes por caídas? ¿Sería factible su aplicación comercial? No olvidéis dejar vuestras impresiones a través de los comentarios.

No hay comentarios

Dejar una respuesta