Fairphone, un móvil sin obsolescencia programada

Fairphone, un móvil sin obsolescencia programada

1
Compartir

El negocio de la telefonía en muchas ocasiones esconde un mundo muy oscuro en cuanto a los medios de producción o la famosa obsolescencia programada. Para corregir esos dejes en la industria, nace Fairphone.

Fairphone es una empresa de móviles que realiza su producto bajo dos mínimos que se han convertido en sus pilares: Comercio justo y sin trampas tecnológicas. Esta empresa garantiza que nadie ha trabajado en malas condiciones ni ha sido explotado para que tengas ese móvil. ¿Cuántas empresas pueden garantizar eso mismo?

Los propios objetivos de Fairphone

Pero de cara al consumidor, sin duda el gran atractivo es que evita la obsolescencia programada. Es decir, que este móvil no se irá ralentizando con cada actualización, no tendrá con el paso del tiempo la memoria cada vez más ocupada… Pretende ser un móvil duradero, cambiando así las reglas del mercado.

Los objetivos y valores que se marca esta empresa de telefonía aparecen en su página web a modo de declaración de intenciones: Extensión de la vida útil de los aparatos, materiales justos, buenas condiciones de trabajo y reutilización y reciclaje del dispositivo. Valores que no suelen promulgar demasiado en este negocio.

Además de todo esto, podrás instalarle el sistema operativo que tu consideres, para moldear el móvil a tu gusto. A diferencia de la gran mayoría de aparatos, no te lo dan hecho, lo mejor es que esa parte la elijas tú.

Disponible a partir de octubre

Todas estas cuestiones ya mencionadas implican un desembolso importante por parte del consumidor. Actualmente, el Fairphone 2 ya se puede reservar, a un precio de 530 euros. La empresa es consciente de que el precio es elevado y por eso quiere hacer ver que no estás comprando un simple móvil, si no que estás contribuyendo al cambio en el negocio.

¿Y si se te rompe el móvil una vez ha caducado la garantía? No hay que volver a comprar un aparato entero. Fairphone es un móvil que se monta por piezas y que por tanto, se nutre de que todas y cada una de ellas son sustituibles. Si la cámara se rompe, podrás comprar la pieza y cambiarla. Así, poco a poco, irás reparando las piezas cuando fallen y siempre el mismo móvil.

Fairphone, nacida en 2013, se propone revolucionar el mercado de telefonía imponiendo una serie de valores que podrían destapar las malas prácticas de su competencia.

Y tú, ¿serás de los que se compre este móvil?

1 Comentario

Dejar una respuesta