Inicio Actualidad VISIO, un proyector DIY

VISIO, un proyector DIY

0
Compartir

Decidme cuándo fue la última vez que desempolvasteis ese antiguo proyector de diapositivas, si es que alguna vez habéis tenido uno. Sigo pensando que revivir aparatos tecnológicos de hace décadas, si se hace correctamente, consigue dos cosas: reverdecer un dispositivo para nuevas generaciones y hacernos volver atrás en el tiempo.

Te recomendamos: Instax Square, la cámara de FujiFilm que combinaría fotografía analógica y digital en un mismo dispositivo

Instax Square SQ10

Proyecta tu arte

En esta entrada del blog quiero hablaros de VISIO, un proyector que ha conseguido salir adelante en la difícil plataforma online de crowfunding Kickstarter, gracias a su habilidad para integrar sencillez y cientos de posibilidades en un solo aparato. Poder proyectar imágenes en cualquier lugar lo convierten en un futuro imprescindible para artistas y fotógrafos.

Con la movilidad como gran baza, VISIO puede ser utilizado durante tres horas gracias a su batería integrada. Con 1.500 lumens de potencia lumínica, este dispositivo permite que veamos fotografías a un tamaño espectacular sin los incómodos píxeles, ya que es totalmente analógico.

Un aspecto muy interesante, sobre todo para aquellos aficionados y profesionales del mundo de las cámaras, es que pueden incorporarse al proyector aquellos objetivos que ya poseamos, ya sean Canon, Nikon, Pentax o Sony. Otras marcas podrán ser utilizadas, pero con la necesidad de un adaptador específico. Además, el prototipo es una conjunción de pequeños elementos ya disponibles en el mercado a excepción del agarre que nos posibilita manejarlo con una mano.

Características prometedoras

Con VISIO podremos transferir nuestras imágenes digitales a una diapositiva. ¿Qué ganamos con ello? Una calidad de imagen sorprendente que, según la web del fabricante, se acerca al 4k y 8k. Tendremos la posibilidad, obviamente, de utilizar diapositivas antiguas. Podremos escribir mensajes para proyectarlos al mundo.

Pero esto no es todo. Puede servir, para artistas, como una manera sencilla de aumentar una silueta o dibujo y calcar en el lugar que nos sirva de lienzo como parte de un obra visual. También como proyectores en exposiciones o simplemente en lugares públicos y, así, dar a conocer su trabajo.

Diapositivas mágicas

Como véis las opciones que nos proporciona algo tan simple como un proyector de mano son increíbles. Si bien es verdad que su público objetivo puede estar algo acotado. Un precio más asequible, ya que cuesta 269 euros en su modelo más barato, haría que el resto de personas se planteasen volver a los orígenes de la fotografía. Porque las diapositivas, aunque más digitales de lo acostumbrado, siguen siendo un reflejo de un arte mágico y misterioso.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here