Inicio Rumores El LG G7, pionero de la marca con el escáner de iris

El LG G7, pionero de la marca con el escáner de iris

0
Compartir

LG será la próxima marca en incorporar el escáner de iris en sus terminales. Lo hará en el LG G7, su esperado gama alta que verá la luz a principios de 2018. Esta tecnología, aún poco expandida y en cuya aplicación se encuentra Samsung a la cabeza, busca consolidarse como una alternativa que aumente la seguridad de los usuarios. Así lo explicaba Celestino García, vicepresidente de la coreana, hace unos meses.

Siguiendo esta estela, LG busca dar un golpe de efecto con este G7. Pese a no ser la primera compañía en trabajar con el escáner de iris, sí parece estar dispuesta a tomar el mando en cuanto a la implantación de dicha tecnología. Tanto es así, que los rumores apuntan a que estará dotado de una cámara con luz infarroja exclusivamente dedicada a este fin.

La existencia de una cámara específica tiene su base en la habitual dificultad de los actuales escáneres para reconocer el iris en condiciones de poca visibilidad. Además será incluso capaz de detectar que se trata del propio real del ojo y no una fotografía, captando la dilatación del mismo.

El funcionamiento de esta cámara está convenientemente descrito en la patente que LG registró a mediados de 2017 en la OMPI. Basa sus diferencias con otros anteriores en una mayor disposición de soluciones para llevar a cabo la autenticación. Estas van desde la comparación entre imágenes o el ajuste automático de la iluminación para reconocer al iris en diferentes situaciones, hasta la indicación al usuario de seguir un patrón en la pantalla.

El fin último esta tecnología es, como comentábamos, dotar al usuario de mayor seguridad. BBVA ya busca potenciarla en sus aplicaciones de la mano de Samsung. Ahora, a buen seguro muchas otras compañías seguirán el mismo camino.

Un LG G7 sin demasiadas novedades

Además ser la más destacada, el escáner de iris será casi la única novedad del LG G7. La firma ha optado por mantener los puntos fuertes de su antecesor y solucionar su principal debilidad: el procesador. Como casi todos sus competidores, montará un Snapdragon 845, para alcanzar velocidades de navegación y descarga de hasta 1,2 Gbps.

Pese a ello, los coreanos mostrarán un terminal de un altísimo nivel. No era precisa mucha más innovación más allá del procesador y el escáner de iris para seguir con éxito la línea del G6, que solamente cojeaba por culpa del Snapdragon 821 inferior al de la mayoría de sus rivales. Así, se mantendrán sus mejores características en el G7. El escáner de iris no conllevará la eliminación del lector trasero de huellas. También volveremos a ver su doble cámara con gran angular.

La fecha de lanzamiento variará con respecto a los plazos habituales manejados por LG. Si generalmente marzo era el mes elegido por la firma, en este 2018 será previsiblemente enero el momento elegido. Y el lugar, el CES de Las Vegas en detrimento del Mobile World Congress de Barcelona.

El motivo de este adelanto es doble. Por un lado, está la necesidad de responder lo antes posible al reciente lanzamiento del iPhone X. Por otro, la posibilidad de adelantarse a la competencia ganando entre uno y dos meses de plazo. Un tiempo vital en el cambiante y vertiginoso mundo de la telefonía móvil.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here