La chaqueta de Disney que hace que sientas real la realidad virtual

¿A qué está jugando la tradicional compañía de entretenimiento?

0

Disney hace tiempo que dejó de ser una compañía cinematográfica. Con el paso del tiempo, ha ido virando su estrategia hacia el entretenimiento, pero no solamente a través del universo de la gran pantalla. Sí, todavía asociamos a la compañía a toda clase de dibujos animados, pero lo cierto es que esa etapa ya quedó atrás.

Lo que hoy te traemos es una tecnología que ha desarrollado con el objetivo de amplificar sus líneas de negocio. De esta forma, el riesgo se diluye en diferentes sectores con el objetivo de mejorar su competitividad en términos de sinergias. Ahora bien, ¿en qué focos se centra la nueva imagen del entretenimiento?

La inteligencia artificial es una de las principales patas sobre las que se sustenta el futuro de la tecnología. En este sentido, Disney ha diseñado una prenda que dispone de una serie de innovaciones para hacernos creer, por ejemplo, que nos está estrangulando una serpiente.

¿Cómo funciona esta curiosa chaqueta repleta de sensores? Tal y como se puede leer en The Verge, una serie de bolsas de aire que nos recuerdan a los airbags de un coche son lo que nos hace experimentar todo tipo de sensaciones con solamente pulsar un botón.

Inteligencia artificial y conectividad, así funciona esta chaqueta

En este proyecto han colaborado Disney Research, MIT Media Lab y la Universidad Carnegie Mellon, organismos que han proporcionado los medios y el capital humano para llevar adelante uno de los programas más curiosos de la histórica compañía.

La firma estadounidense ha dejado entrever que este sistema podría servir para experimentar todo tipo de situaciones bajo la realidad virtual. De hecho, la inclusión de esta tecnología podría estar perfectamente conectada con las gafas de realidad virtual y la utilización de auriculares con el objetivo de recrear una escena perfecta.

Ahora bien, ¿por qué esta prenda es el toque diferencial? Según se puede leer en el citado portal, disponer de toda una variedad de sensores alojados por toda la chaqueta con el objetivo de poder experimentar el tacto servirá para poder tener una futura implementación en el mercado.

El ejemplo más claro que se ha querido proporcionar es el de una serpiente mientras ataca a su presa. Esta especie de chaqueta de fuerza es capaz de copiar a la perfección los movimientos de los músculos de una anaconda. Gracias a esta prenda podemos sentir sin peligro alguno cómo se produce uno de los ataques más mortíferos del reino animal.

Una chaqueta artificial que podría llegar al mercado

Esta tecnología, todavía en fase de desarrollo y mejora, cuenta con un peso que gira en torno a las 5 libras, es decir, unos 2,20 kilogramos. Podría parecer algo excesivo, pero es importante tener en cuenta la inclusión de toda una serie de bolsas de aire y una tecnología que permanece en contacto continuo con una máquina anexa.

Como es lógico, es controlada por un software, el cual transmite todas las órdenes a la prenda a través de un cable. Todas y cada una de las 26 bolsas están conectadas. A modo de constatar esta cualidad, es importante destacar que de no ser así no se podrían copiar los movimientos, siguiendo el ejemplo anterior, de una serpiente.

Todavía no está comercializándose, pero la compañía ya ha previsto diferentes sectores en los que podría tener salida. Entre ellos, la opción que gana más enteros está relacionada con el mundo de los videojuegos. Se valora, entre otras alternativas, la inclusión de un juego de realidad virtual que consiste en tirarse unos a otros bolas de nieve.

Cada uno de los golpes podrían sentirse gracias a la dilatación repentina de una o varias bolsas focalizadas en una parte del cuerpo determinada. ¿Imaginas estar jugando a este juego desde tu habitación? Sería prácticamente como si estuvieses en pleno invierno en una de las múltiples estaciones de esquí.

Así pues, varias líneas de investigación prometen que esta innovación tendrá futuro en la industria del entretenimiento. No obstante, al menos no en el corto plazo. Habrá que esperar todavía un tiempo para dar una utilidad a una de las innovaciones más destacadas de Disney en los últimos años.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.