La inteligencia artificial que detecta infartos por teléfono se probará en verano

Una startup acaba lanzar un programa que es capaz de detectar cuando estamos ante este problema.

0

Los paros cardíacos son una de las principales causas de mortalidad del ser humano. Muchas variables influyen para que cualquier persona pueda, en algún momento de sus vidas, verse sorprendido por este problema.

Una de las peculiaridades de este problema de salud es que no suele avisar. Esto provoca que, en ocasiones, nos veamos en una situación un tanto difícil de manejar. Imaginemos por un momento que nos encontramos solos en el momento en el que sufrimos un ataque al corazón y no podemos disponer de la ayuda de nadie.

De igual modo, pongámonos en la tesitura de que tenemos nuestro móvil a mano y podemos llamar a emergencias. ¿Sabías que puede significar la diferencia entre la vida y la muerte esta llamada? Tal y como se puede leer en el portal The Verge, cada minuto que pasa sin atención médica puede traducirse en un 7% menos de posibilidades de supervivencia.

Una startup, ante estos chocantes datos, comenzó a investigar cómo podría reducirse el tiempo de atención para poder comenzar el protocolo de actuación unos segundos antes de los previsto. Al fin y al cabo, este tipo de intervención podría servir para salvar la vida de la persona. ¿Cómo funciona? La clave reside en la búsqueda de la inteligencia artificial más apropiada.

Así es capaz de detectarse precozmente el ataque cardíaco

El autoaprendizaje es una de las principales premisas del software creado por Corti. Solamente con la inclusión de un mayor número de ejemplos se puede llegar a diagnósticos más exactos, algo que ya está comenzando a notarse tras su periodo de pruebas en un centro de emergencias en Copenhague. Ahora bien, ¿cómo funciona? Veamos un ejemplo de la intervención del programa.

Tal y como se puede escuchar en la grabación, algunos patrones son similares en cualquier conversación de estas características. Por ello, esta tecnología tiene en cuenta varios factores, tales como averiguar si el afectado respira o se encuentra en plena conciencia, entre otros.

Esto hace posible un diagnóstico más eficaz y, por lo tanto, rápido para el paciente, el cual podría disponer de tratamiento unos segundos más pronto de lo común hasta este momento. Tal y como podemos destacar del ejemplo anterior, las imágenes van mostrando los diferentes pasos necesarios para contar con ubicación y estado del paciente, información necesaria para proceder.

Tras ello, a través del sistema del centro hospitalario, se realiza todo el protocolo de asistencia en un menor tiempo, algo vital cuando hablamos de este tipo de dolencias cardíacas. Ahora bien, ¿por qué comenzará un programa piloto en diversos centros en toda Europa? Su éxito en Copenhague es incuestionable.

Los números conseguidos en Copenhague tras la prueba piloto

La capital de Dinamarca dispuso de este programa durante unos meses. En todo este tiempo, se ha podido incrementar las posibilidades de diagnóstico de esta enfermedad tras analizar miles y miles de llamadas telefónicas. Según se puede leer en el portal citado anteriormente, hasta más del 90% de los casos descritos se acertó en la causa de la llamada.

En relación con los datos analizados, se ha podido contabilizar que de un total de 161.650 llamadas de emergencia monitorizadas, se ha podido certificar que el software creado por Corti ha logrado dar con el diagnóstico adecuado en el 93,1% de los casos. No obstante, lo verdaderamente chocante es que el factor humano solamente detectó un 72,9% de las llamadas.

Esto, por tanto, ha llevado a pensar que contar con una herramienta de estas características podría contribuir a incrementar las expectativas de vida de una persona que acaba de sufrir un paro cardíaco. Ahora bien, ¿qué otras conclusiones se han podido demostrar?

Al parecer, el tiempo para realizar el diagnóstico también fue mucho más rápido cuando se usó el sistema patentado por esta startup. Los datos mostraron que en un promedio de 48 segundos ya era capaz de adivinar la dolencia cardíaca, mientras que los operadores no lograban dar con este análisis hasta llegados a los 79 segundos.

Por estos motivos, se ha decidido incrementar la base de datos ofreciendo este tipo de asistencia en un mayor número de llamadas telefónicas de emergencias. ¿Terminaremos comunicándonos con grabaciones en un futuro? En este tipo de casos, quizás, podría resultar más eficiente, algo que ya está siendo demostrado con programas como el llevado a cabo por Corti.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.