Cómo la inteligencia artificial podría llevarnos a una guerra nuclear

Todavía tiene que evolucionar, ahora mismo es impredecible.

0

En los últimos años se habla mucho de la inteligencia artificial, y no es para menos. Todo lo relacionado con la IA se puede aplicar a muchos campos, sin ir más lejos una startup ha lanzado un programa que es capaz de detectar infartos por teléfono.

La IA creada por la startup, Corti, será probada próximamente. Según los creadores, la inteligencia artificial tiene en cuenta varios factores durante una llamada para detectar si la persona que está al otro lado del teléfono se encuentra mal. Para ello, detecta la forma de respirar y si está en plena conciencia, entre otras cosas.

Sin embargo, la IA también podría llevarnos a una guerra nuclear si tenemos en cuenta lo publicado en el blog de Rand Corporation. En dicho blog dejan caer que la inteligencia artificial puede suponer un riesgo para los humanos.

La IA es impredecible

Rand Corporation reunió a expertos en inteligencia artificial y estrategia nuclear para hablar sobre cómo serán los sistemas que controlen las armas nucleares en 2040. El resultado del informe fue publicado y se puede leer algo muy interesante.

En el informe comentan lo siguiente, la inteligencia artificial puede desafiar las reglas básicas de la disuasión nuclear y llevar a los humanos a tomar decisiones devastadoras. Actualmente la IA se comporta de manera impredecible incluso en tareas sencillas, así que permitir que tome el control de un arma nuclear sería muy peligroso.

Desde Rand Corportation dicen estar preocupados, creen que todo va muy deprisa cuando se habla de desarrollar sistemas de inteligencia militar avanzados. En el informe comentan que crear una IA omnisciente podría hacer que los adversarios tengan una ansiedad sin precedentes.

Todo lo relacionado con la IA tiene que evolucionar mucho, así que a día de hoy no sería una buena idea dejar en manos de la inteligencia artificial el control de un arma nuclear. Ahora bien, creen posible que pueda ser útil para otras cosas como rastrear amenazas y advertir si una situación se vuelve inestable.

Un investigador que trabaja para Rand Corporation, Edward Geist, resumió todo el informe en un frase: “Los sistemas autónomos no necesitan matar personas para socavar la estabilidad y hacer que la guerra sea más probable“.

Pero, tampoco hay que ser alarmistas. La mayoría de los expertos llegaron a una conclusión, para el año 2040 la inteligencia artificial no habrá avanzando tanto como para que la seguridad nuclear recaiga sobre dicha tecnología.

La IA en nuestro día a día

Dejando de lado el uso militar, la inteligencia artificial está siendo utilizada para muchas cosas. En China la IA junto al reconocimiento de voz está ayudando a mejorar la industria porcina del país, todo esto con un único fin, mejorar la eficiencia y reducir los costes de mano de obra.

La IA está presente en nuestro día a día, forma parte de los asistentes virtuales, es capaz de ordenar los correos electrónicos que recibimos y detectar el spam, sugiere productos en tiendas online y también ha sido integrada en los sistemas de conducción autónoma.

Compañías como Google llevan tiempo apostando por la inteligencia artificial, es más, durante el Google I/O 2018 anunciaron más dispositivos inteligentes que integran su asistente personal. Además, Gmail será capaz de escribir correos electrónicos por nosotros y la aplicación Fotos dará color a las imágenes en blanco y negro. Por si todo esto fuera poco, anunciaron Google Duplex, una herramienta de IA que puede llamar por teléfono y mantener una conversación.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.